Desde hace más de 11 años decidí volverme una persona más creativa y más innovadora y no solo eso, decidí también, que parte de mi propósito de vida iba a ser el ayudar y guiar a otras personas y a otras empresas a ser cada vez más creativos e innovadores. No ha sido un camino fácil, he aprendido muchísimo y sigo aprendiendo algo nuevo cada día, al mismo tiempo cada día crece mi admiración y respeto por todos y cada uno de mis colegas e incluso mis competidores que se enfrentan al duro trabajo de convertir la innovación en las personas y en las empresas no solo en algo importante sino en algo urgente. No es nada sencillo tener ese titulo de “innovación” en el cargo, genera muchas expectativas y trae consigo muchas responsabilidades, lo he tenido y por eso apoyo a todos mis colegas que comparten esa carga y que asumen el reto de liderar y promover una cultura de innovación en las compañías.

Cada día que pasa sigo validando cada vez más la importancia y el valor de ser una persona creativa e innovadora, estoy convencido que son herramientas y competencias claves para moverse en este mundo y en este entorno tan volátil y cambiante, no solo porque este tipo de competencias y habilidades “blandas” cada día se vuelvan más relevantes y vemos más entidades de la talla del Banco interamericano de desarrollo (BID) diciendo que la creatividad es una de las habilidades en mayor demanda en estos próximos años, el boom de la economía naranja y el muy merecido reconocimiento a toda la industria artística, cultural y creativa muestra cómo el ser creativo es cada vez más un atributo más valorado y reconocido en el ecosistema empresarial y laboral.

Entonces la pregunta que puede surgir es ¿qué debo hacer para ser más creativo e innovador?, hay una charla que dicté por primera vez hace casi 10 años y que en su momento se llamaba “creatividad para dummies” y hoy ha evolucionado y se ha actualizado en una serie de tips y elementos fáciles de implementar en el día a día, aspectos que podemos cambiar y/o mejorar para fortalecer nuestras capacidades de generar ideas, de identificar oportunidades y de ver lo que otros no están viendo, la idea no es que en este artículo les resuma toda la charla pero sí les puedo compartir un par de puntos de partida muy interesantes para que desde este momento empiecen a trabajar en ser más creativos e innovadores tanto en su entorno personal como en su entorno laboral:

La curiosidad es la madre de la creatividad, así que lo primero que debemos hacer es preguntar prácticamente todo, el objetivo al que queremos llegar es entender ¿por qué las cosas son como son? ¿por qué no pueden ser diferentes? ¿por qué hacemos lo que hacemos? ¿por qué compramos lo que compramos? En otras palabras, el preguntar e investigar para entender cómo funciona el mundo y cómo podemos cambiarlo le va a brindar un sinfín de probabilidades e incluso un millón de ideas diferentes, sin embargo, la curiosidad debe ser bien manejada y para esto podemos utilizar dos herramientas con las que contamos las personas innovadoras: nuestra capacidad de observación y un alto sentido de empatía, pues no sirve de mucho sentarnos a cuestionar y a preguntar si no lo hacemos con un foco, con un proceso de observación que nos brinde un mejor entendimiento del contexto, de las personas, del problema que están resolviendo o de la necesidad que está satisfaciendo y claro está, con un sentimiento de empatía que nos permita alejarnos de nuestros preconceptos y nuestros modelos mentales y realmente entender a los demás, el lograr realmente “ponerse en los zapatos” de alguien más no solo le va a abrir los ojos, le va a expandir el alma.

Entonces querido lector, ¿qué necesita realmente para ser más creativo e innovador? Necesita talento y necesita técnica, la buena noticia es que el talento para la creatividad lo tenemos desde el inicio de nuestras vidas, solo debemos rescatarlo y fortalecerlo con las técnicas y las herramientas adecuadas para volvernos unas fábricas de ideas, de oportunidades y de innovación, hay muchos problemas por resolver y muchas vidas por mejorar así que a poner cada uno su granito de arena para hacer de este un mundo mejor.

Comentarios